Cecilia llegó a Visualia por casualidad. El oftalmólogo le había diagnosticado un estrabismo divergente discontinuo o, lo que es lo mismo, de repente se le iba un ojo hacia un lado recuperándolo al poco, con nuestra consiguiente preocupación. El especialista nos dijo que era un tema estético, más que de visión, le dio unas gafas para la miopía, con el objeto de que forzar a la vista y nos recomendó una terapia. Pero esa terapia no aparecía por ningún sitio, no encontrábamos ningún lugar donde se impartiera. ¡Qué os vamos a contar de la tenacidad de unos padres preocupados! Seguimos buscando y llamando.

Afortunadamente, una chica muy atenta de una óptica de Avilés se quedó con nuestro teléfono y nos llamó para hablarnos de Visualia (a veces esos pequeños detalles te cambian la vida por eso no nos resistimos a describir aquí lo importante es divulgar la información).

Y de Visualia solo podemos decir que rápidamente comprendieron el problema.

Si al principio desconoces la optometría, enseguida te das cuenta que es una alternativa a la medicina tradicional, donde la visión es algo más completo que analizar el ojo, se habla del cerebro, de lo que siente el niño, de los instintos … todo apuntaba a que merecía la pena probarlo. Y así empezó todo.

Fueron 10 meses de trabajo con la niña, nos daban la terapia en casa para 20 minutos al día y procurábamos estar hasta 45 minutos. Las gafas cambiaron radicalmente de graduación, pasaron al aumento para que el ojo compensará el esfuerzo con los ejercicios. Y Cecilia cada vez se lo pasaba mejor, el miércoles se convirtió en un día en que íbamos con ilusión a ver los progresos y hemos de decir que sirvió para que la niña viera menos la tele y aprendiera a que, estando organizando con tareas entretenidas se puede pasar mucho mejor.

El otro día vimos al hijo de una amiga con un ojo vago, con un parche en el ojo bueno forzando la vista con el malo y sin que aprendan a trabajar los dos ojos a la vez.

Enseguida le hablamos a su madre de la optometría, algo que nos era desconocido y ahora altamente recomendable.

Gracias a todos por vuestro trabajo. ¡Sois los mejores!

Testimonio de paciente de Terapia Visual en Asturias Padres Celia 6 años